Etiqueta

Denominación de Origen Navarra

Acerca del vino

Denominación de Origen Navarra

publicado por Alex García 20 Noviembre, 2014 0 comentarios

En Tour y Vino retomamos nuestra serie de artículos sobre las diferentes Denominaciones de Origen de España. En este nuevo artículo, queremos hablar de la Denominación de Origen Navarra, muy conocida por sus vinos rosados, pero que en cuanto a vinos tintos y blancos, está creciendo en calidad. Separada por una “linea” de la Denominación de Origen Rioja, está mejorando sus técnicas de cultivo y elaboración, para hacer que sus vinos crezcan en calidad y no tengan nada que envidiar a su Denominación “vecina”.

Debido a las diferencias climatológicas de Navarra, la altura del terreno, y otros factores que afectan al cultivo, las 11.500 hectáreas de viñedos de la Denominación de Origen Navarra se dividen en 5 subzonas: Tierra Estella, Baja Montaña, Ribera alta, Ribera Baja y Valdizarbe. El 94% de las uvas de estos viñedos son de uva tinta, dejando así sólo un 6% de uva blanca. La variedades que se permiten son:

  • Tinta: Garnacha Tinta, Tempranillo, Cabernet-Sauvignon, Graciano, Merlot, Mazuelo, Pinot Noir y Syrah.
  • Blanca: Garnacha Blanca, Viura, Malvasía, Moscatel de grano menudo, Chardonnay y Sauvignon-Blanc.

denominacion de origen navarra

En la Denominación de Origen Navarra se elaboran 4 tipos de vino, tinto, rosado, blanco y vinos dulces.

  • Blancos: Para la elaboración de los vinos blancos se utilizan principalmente las variedades Viura y Chardonnay, y entre estos podemos encontrar 3 tipos de vino. Jóvenes Viura y mezcla Viura-Chardonnay, son  vinos frescos que deben consumirse dentro del año siguiente a su vendimia. Chardonay sin barrica, son vinos de mayor calidad que los anteriores y se pueden consumir dentro de los 2 o 3 años siguientes a su elaboración. Chardonay barrica, son la estrella de los blancos navarros, entre los que podemos encontrar tanto crianzas como reservas.
  • Tintos: Los vinos tintos de la Denominación de Origen Navarra, se dividen en 3 tipos. Tintos jóvenes y tintos roble, son vinos elaborados en su mayoría con uva Tempranillo o Garnacha Tinta y que o no han tenido crianza en barrica (jóvenes), o han tenido una crianza de al menos 3 meses y menos de un año (roble). Tintos crianza, elaborados sobre todo con uva Tempranillo, Cabernet Saugvinon y Merlot, han de permanecer como mínimo un año en barrica, y no pueden salir al mercado hasta pasados dos años del año de la vendimia. Tintos reserva, gran reserva e “Iconos”, son los vinos estrella entre los tintos, y han de pasar como mínimo 3 años desde la vendimia, y al menos un año en barrica, para los reserva, o 5 años desde la vendimia y al menos 18 meses en barrica para los gran reserva. Los denominados Icono, son una selección exclusiva de vinos de alta gama, y son vinos de mayor calidad de la denominación.
  • Rosado: Son los vinos más conocidos de la Denominación de Origen Navarra. La variedad de uva protagonista es la Garnacha tinta, pero podemos encontrarla acompañada de Tempranillo y Cabernet Saugvinon. Estos vinos han de consumirse dentro del año siguiente a su elaboración.
  • Vinos dulces: Entre los vinos dulces se pueden diferenciar los vinos blancos dulces y los vinos de licor de moscatel. Los vinos blancos dulces, se elaboran en su mayoría con la variedad moscatel de grano menudo, y pueden adquirir una graduación alcohólica de entre 11% y 14%. Los vinos de licor de moscatel, son vinos de mayor graduación alcohólica y que suelen tener cierta crianza en barrica de madera.

En definitiva, la Denominación de Origen Navarra, ofrece a día de hoy grandes sorpresas con vinos de calidad. Es una Denominación de Origen a tener en cuenta a la hora de escoger el vino. Además, para toda la gente que el 90% del vino que beben es Rioja o Ribera del Duero, les recomendamos, si quieren salirse un poco de esos cánones, que se atrevan con un Navarra.